Saturday, December 6, 2008

El experimento de Miller-Urey

Mucha gente se pregunta, igual que yo me preguntaba, cómo se formó la vida en la Tierra hace millones de años, cómo de la no-vida, apareció la vida. Y es que muchos de nosotros no habremos oído hablar del experimento Miller-Urey.

Miller era un estudiante de universidad cuando le propuso a su director, Urey, hacer un experimento con el que esperaba probar el origen de la vida.
Según él, la composición de la atmósfera de la Tierra hace millones de años, sumada a las constantes tormentas eléctricas de por aquel entonces, habría creado un caldo de cultivo compuesto por moléculas orgánicas, a partir de la cual se habrían formado los primeros seres unicelulares.
Es decir, de la materia inorgánica nació la vida.

El experimento consistió en encerrar en dos matraces los mismos gases que componían la atmósfera primitiva, metano, amoniaco, hidrógeno y agua, en su misma proporción, y bombardearlos durante una semana completa con arcos voltaicos de unos 60.000 voltios.

Miller estuvo toda la semana tomando notas de lo que iba ocurriendo. Lo más notable fue que el agua se fue tornando rosácea hasta llegar a un rojo turbio intenso.
No me hubiera gustado estar en la Tierra en ese momento, ya que aquello sería lo más similar al cine gore que habría visto en mi vida.

Cuando, al cabo de una semana, Miller extrajo una muestra de los gases encerrados, comprobó que, efectivamente, se habían formado moléculas orgánicas tales como ácido acético, ADP-Glucosa, y los aminoácidos glicina, alanina, ácido glutámico y ácido aspártico, usados por las células como los pilares básicos para sintetizar sus proteínas.

Miller había conseguido probar, con la ayuda de Urey, la formación espontánea de la materia orgánica, y con esto desvelaba, en parte, los misterios de la vida.



No comments:

Post a Comment

Post a Comment